CÓMO SE MODELA Y GENERA LA CURVA DE POTENCIA DE UN CICLISTA

Cada entrenamiento, o competición, aporta unos registros de potencia que posteriormente van a generar una curva. La cuál conocemos como PD Curve o curva de potencia. Evidentemente esto es posible sólo para aquellos que disponen de un medidor de potencia y tienen la posibilidad de plasmar los registros de cada entrenamiento en un software de análisis de datos.

No confundir con la curva que se genera en otras aplicaciones y que representan la carga de entrenamiento y que quede muy claro, nada tienen que ver con el estado de forma en el que te encuentres. Sobre ello ya tienes un artículo en la web.

No es un artículo destinado a que puedas realizar un análisis de datos, aunque sí tendrás alguna pista, sino más bien, para aclarar muchas dudas en torno a la curva de potencia. Para mi es una herramienta clave a la hora de conocer al ciclista y prescribir los entrenamientos. Siempre y cuando, la curva se encuentre en un buen “estado de salud” (ya me entenderás párrafos más adelante).

La información que puede aportar la curva de potencia será muy valiosa ya que, si está generada con una planificación adecuada, además de reflejar las virtudes y carencias del ciclista (íntimamente relacionado con el perfil de potencia del ciclista), permitirá prescribir los entrenamientos en base a su fisiología e incidir en los puntos clave que le hagan crecer en su disciplina.

Aquí puedes ver la curva de potencia de un ciclista. Concretamente con los datos obtenidos durante una semana. Está claro que en una semana no se disponen de datos suficientes como para obtener información lo suficientemente valiosa. En el eje horizontal se representan las horas y en esta semana su entrenamiento más prolongado ha sido 2h 15’. Y en el eje vertical se figura la potencia, que, en este caso, el mayor registro fue de 700W.

A modo informativo, si utilizamos una de las gráficas (chart insights) que disponemos en el análisis de datos, podemos ver reflejadas las mejoras obtenidas en los últimos siete días en comparación con el plazo de tiempo que nosotros queramos acotar.

 

¿CÓMO SE MODELA LA CURVA DE POTENCIA?

La curva de potencia se construye y modela con los mejores registros realizados por el ciclista para cada uno de los tiempos. Dichos tiempos son los que se realizan en los entrenamientos, salidas o competiciones.

Estos mejores registros de potencia (MMP) serán los que van a moldear y definir la curva de potencia en todo su recorrido. Dicha curva de potencia fue diseñada por Andrew Coggan.

La curva de potencia es generada por un software de análisis de datos. En alguno de ellos se re realiza el modelado aplicando cálculos matemáticos de un algoritmo. En otros casos esa curva de potencia se genera utilizando unos pocos valores de potencia del ciclista y un algoritmo predice la curva de potencia.
El margen de error es mucho menor en el primero de los casos, como sería el del software de WKO+

En la gráfica anterior puedes observar cómo la línea azul discontinua se eleva más en la zona izquierda que en la zona derecha. Ello es debido a que somos capaces de realizar picos de potencia más elevados cuando la duración del estímulo es menor y conforme vamos aumentado la duración de estos, la potencia mantenida es menor.

                                                            

En la gráfica anterior puedes observar que aparece la línea roja, que es la curva de modelado de potencia (PD Curve). En el eje horizontal (x) vas a encontrar los distintos tiempos y en el eje vertical (y) vas a encontrar las distintas potencias. En ambos casos, tiempos y potencias, se inicia desde un valor cero y su máximo vendrá determinado por la máxima potencia que pueda desarrollar el ciclista y en lo referente al tiempo, por el mayor número de horas que realice.

En estos tres meses ha realizado un máximo de casi 4h y es así hasta donde figuran sus registros de potencia. En este ejemplo, puedes ver la curva de potencia generada en los últimos 90 días. Este margen de tiempo es el utilizado, generalmente, para realizar un análisis de datos, salvo en momentos puntuales de la temporada en donde han existido interrupciones en el entrenamiento como podría ser tras un periodo de descanso o transición de temporadas.

En estos casos, por ejemplo, para realizar un análisis de datos sería más objetivo emplear los registros de los últimos 30 días de potencia.

Al inicio te comentaba que la curva de potencia será útil siempre y cuando “goce de buena salud”, clave para prescribir entrenamientos y conocer objetivamente el estado del ciclista, y en particular, en la zona metabólica que predomina la especialidad de este. De lo contrario, observa:

Ciclista que tiene su mejor registro en un test de 20’ de 304W
“Supuestamente” su FTP si se aplica un factor corrector de 0’95, serían 289W y sin embargo, el programa nos sugiere como su mFTP 319W… ¿más alto que el máximo que ha dado en el test?
Y su curva de potencia que es clave para prescribir sus entrenamientos, se sitúa en 20’ en 328W.

En definitiva, un cacao de datos que de poco nos pueden servir porque no tienen sentido. Por ejemplo, en este caso si quisiéramos prescribir intervalos para trabajar su FTP en base a su curva de potencia, al no estar actualizada no sería posible.

¿Por qué se da esta circunstancia? ¿por qué indica la curva en 20’ 328W si su mejor registro en ese tiempo han sido 304W? ¿por qué ese aumento?

 

Para obtener una curva de potencia actualizada, habrá que realizar estímulosen puntos concretos de la curva de potencia para actualizarla. Uno corto, uno medio y otro largo. Incluso el programa nos sugiere en aquellos tiempos en dónde debemos incidir y actualizar la curva:

La diferencia la podemos comprobar con una curva en la que está mucho más actualizada y sobre todo en su zona aeróbica que es donde predominan los objetivos de este ciclista. Son 9W la mayor distancia que se observa a partir del registro de 19minutos, cuando en la curva anterior que no estaba actualizada, había hasta 50W de diferencia entre los MMP y la PDcurve, además, durante un extenso intervalo de tiempo.

Otro de los inconvenientes en los datos, es cuando el potenciómetro tiene picos de potencia (SPIKE) descontrolados. Algo que suele ser habitual en determinados potenciómetros. Ello altera el modelado de la curva de potencia. Un ejemplo:

Una curva de potencia actualizada nos permitirá disponer de un modelado de potencia sobre el cuál podremos prescribir entrenamientos íntimamente relacionados con su fisiología y trabajar con unas métricas más objetivas.

Fuente: ChemaArguedas.com